Conecta con nosotros

Economía

Furor por los autos a GNC: ALBERTO libero el PRECIO de la NAFTA y se DUPLICARON las conversiones

En marzo se instalaron 16.775 equipos, la cifra más alta desde julio de 2019.

Publicado

el

Se convirtieron a GNC un total de 16.775 autos en la Argentina durante marzo, la cifra más alta desde julio de 2019 (17.118). El boom de vehículos a Gas Natural Comprimido se produjo por los últimos aumentos en el precio de los combustibles líquidos.

En el primer trimestre, de acuerdo a lo informado por el Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) en su sitio web oficial, se realizaron en el país 38.575 conversiones. Esto marca un aumento del 26,87 por ciento en relación con el período enero-marzo del año pasado, cuando se instalaron 30.404 equipos de GNC en autos.

Si se toma como referencia agosto (8034), mes en el que se liberaron los precios de las naftas, el sector aumentó un 108 por ciento su actividad. A medida que la nafta fue aumentando, se fueron llevando a cabo más conversiones: en septiembre hubo 8.439; en octubre, 9.633; en noviembre, 8.750; en diciembre, 9159; en enero, 10.340; y en febrero, 11.459. En el sector confían que el progreso no se detendrá, ya que los combustibles líquidos volverán a subir.

La evolución de las conversiones a GNC

  • Agosto: 8034 conversiones
  • Septiembre: 8439
  • Octubre: 9633
  • Noviembre: 8750
  • Diciembre: 9159
  • Enero: 10.342
  • Febrero: 11.458
  • Marzo: 16.775

En toda la Argentina hay actualmente un 13,3 por ciento de automóviles convertidos a GNC sobre el total del parque automotor, que ya supera los 14 millones de unidades (14.301.524 exactamente), según un informe elaborado por la Asociación de Fábricas Argentina de Componentes con los números de 2019. Todavía no se difundió el relevamiento de 2020.

Cuánto cuesta ponerle GNC al auto

En la Ciudad de Buenos Aires, convertir un auto naftero “promedio” a Gas Natural Comprimido (GNC) cuesta alrededor de 72 mil pesos, de acuerdo a un relevamiento realizado en el que se tomó como referencia un tanque de 60 litros de quinta generación.

Con precios mínimos de 68 mil y máximos de 76 mil para un dispositivo con tecnología italiana, en todos los talleres porteños consultados el valor incluye el servicio de instalación. De acordar hoy, se consiguen turnos para la conversión a partir de mañana.

La garantía de los tanques de GNC de quinta generación (son para autos con inyección electrónica multipunto) ronda los cinco años, según en qué comercio se adquieran, con un servicio de mantenimiento anual gratuito. Lo que sí hay que pagar es la renovación de la oblea, una vez por año, lo que actualmente cuesta 1400 pesos.

Si la instalación se realiza correctamente y el auto se encuentra previo a la conversión en buen estado, los talleres aseguran que “el GNC no ocasiona ningún inconveniente”. Eso sí: como denominador común, advierten sobre la importancia de cambiar bujías y cableados cada 20 mil o 30 mil kilómetros. Como referencia, cuatro bujías nuevas hoy salen 1000 pesos.

En el mercado todavía se consiguen tanques de GNC de cuarta generación. En promedio, cuestan 5 mil pesos menos que los de quinta, pero los especialistas aseguran que tecnológicamente son muy inferiores y ese ahorro en la inversión inicial “se paga más adelante”. En uno de quinta, el sistema “se compatibiliza con el auto al 100 por ciento”, explicó un instalador.

×