Conecta con nosotros

Policiales

ORGULLO y DOLOR: El operativo de ablación tras la muerte del subcomisario Pistán fue exitoso

Los restos del héroe asesinado a golpes en la cabeza mientras cumplía sus funciones en El Galpón son velado en la Jefatura de Policía

Publicado

el

Los restos del subcomisario Manuel Pistán son velados desde esta tarde en la sede de la Jefatura de la Policía, luego de que finalizara el operativo de ablación de órganos, alrededor de las 14hs.

Personal del CIF realizó los últimos trabajos con el cuerpo de Pistán mientas se ultimaban detalles para iniciar el velatorio durante la tarde de hoy. La ceremonia seguirá un protocolo y estará reservada para pocas personas.

Con respecto a la ablación, al jefe policial le extrajeron el hígado, dos riñones y dos córneas cuya distribución y transplante se realizó este mismo domingo. El hígado fue derivado a Córdoba, los riñones y córneas quedaron en Salta.

Por su parte, el Dr. Facundo Humacata, director de CUCAI Salta, estuvo al frente del operativo y volvió a agradecer a los familiares de Manuel: “No tenemos más que agradecer a la familia del donante por semejante gesto a pesar del dolor y consternación de haber perdido al sostén del hogar”, expresó en diálogo con el diario El Tribuno.

El subcomisario Pistán tenía 43 años y era padre de cinco hijos. Le arrebataron la vida en pleno ejercicio de sus funciones en la localidad de El Galpón, cuando en la madrugada del sábado acudió junto con el subayudante César Rodríguez, a una alerta por una pelea en la vía pública, derivada de una fiesta clandestina.

Mientras intercedía en la trifulca dos sujetos sorprendieron a los uniformados y los golpearon en la cabeza.

Pistán, que se desempeñaba como Jefe de la subcomisaría de El Galpón, fue traslado de urgencia a Salta pero durante la tarde del sábado fue declarado con muerte cerebral, por lo que la familia aceptó donar sus órganos.

Los agresores fueron identificados como Nahir y Cristian Puntano, y ambos están detenidos.

Un velorio con honores

“Para nosotros es un héroe. Él entregó su vida en cumplimento del deber y es lo menos que podemos hacer: honrarlo como persona, su memoria, incorporarlo en la historia institucional y acompañar a su familia. Fue un gran policía y lo dice su trayectoria, sus compañeros, lo a testimoniado él con su vida en el cumplimento diario”, manifestó el jefe de la Policía José Alberto Ibarra.

La familia policial y toda Salta lloran la muerte del comisario post mortem Manuel Pistán. Desde la capilla ardiente que se realiza en la Central de la Policía de Salta, el comisario general licenciado José Alberto Ibarra, señaló que “se vive un momento amargo, de mucha tristeza. Es una situación que ningún policía quiere pasar. Es un golpe de realidad para nosotros”.

Acongojado, el jefe de la Policía declaró que “estamos acompañando a la familia en todo lo que necesita, que nos permitió rendirle los honores que se merece. Manuel Pistán falleció en el cumplimiento de su labor policial y esto es lo que hacen todos los policías diariamente. El falleció, perdió la vida. Cuando ingresamos a la institución, nos comprometemos y juramos cumplir con la institución hasta perder la vida suena como un ideal y se piensa que no vamos a llegar a una situación de esta, pero la realidad nos golpea”.

×

Powered by WhatsApp Chat

×